Urge en BC Código de Derecho Familiar

Urge en BC Código de Derecho Familiar

familia

 

 

Claudio Gámez comparte con abogados su experiencia de más de 30 años en temas como adopción, divorcios y matrimonios

Raúl García Salguero
Tijuana.- La exigencia para que se tenga un Código de Derecho Familiar para el Estado de Baja California, es para dar certidumbre en todo lo relacionado con los asuntos, abordando puntos específicos, como adopción, divorcios, matrimonios, y deben ser de acuerdo a la edad conocimiento, desarrollo, madurez y un traje a la medida de cada región, señaló el magistrado Claudio Raymundo Gámez Perea.
Al ofrecer una conferencia magistral ante los asistentes XLIII Congreso Nacional y Asamblea General de la Confederación de Colegios y Asociaciones de Abogados de México (Concaam), Claudio Raymundo Gámez Perea, magistrado de los familiar desde 1990 y parte del Poder Judicial desde hace 30 años, alabó que Baja California esté exigiendo un Código de Derecho Familiar, “y debe estar actualizado a la realidad”.
Refirió que le mueve ir a los lugares donde se discute sobre derecho familiar y apoyar para que Baja California tenga un código para la familia, “y lo haga con la experiencia de fortalezas y debilidades que vivimos en Sinaloa, para que no incurran en los errores que nosotros padecimos, por eso estamos en Tijuana”.
Precisó que cuando salió la Ley de los Derechos de Niños y Niñas, quedó muy claro ser una ley que marcó, “y no se puede poner en primer lugar el interés de la familia, porque los adultos entran en otras legislaciones que están en la patria potestad, donde son más obligaciones que derechos”.
“Se busca que el código contemple que todos los derechos de la familia plasmados en la Constitución y en los tratados internacionales, sean efectivos, hay cosas que son de carácter unitario, no los puedes regatear, y también que esté actualizada, a lo que ha ordenado la Corte para matrimonios de parejas del mismo sexo, ya es un mandato”, externó.
Agregó: “Aunque no se quiera, ya está a nivel país, es un procedimiento nacional, la adopción para estas parejas, los derechos, y libertades de las minorías también deben existir y ver para enfrente”. Durante su ponencia dijo también que la idea sustancial es proteger el interés superior de la infancia.
Con anécdotas, ejemplos, y hasta con chascarrillos, Claudio Raymundo Gámez Perea se ganó el reconocimiento y admiración de los abogados al subir al podium con su estilo sinaloense, expresivo y hasta fantasioso, pero sobre todo mostrando sabiduría sobre el tópico que le encomendaron.
Con la experiencia de haber participado en la elaboración casi en su totalidad del Nuevo Código de Derecho Familiar para el Estado de Sinaloa, con el que se busca proteger los intereses particulares de quienes integran una familia, durante casi dos horas hizo una disertación que muy aplaudida.
De hecho, el tiempo se hizo corto, pero las conferencias debían seguir, y al concluir su ponencia, lo reconocieron una placa por su participación, pero lo más destacable fue que los asistentes se pusieron de pie para aplaudirlo y ovacionarlo por la claridad de la exposición.

Leave a Reply