Celebra Cecut la permanencia de un proyecto

Celebra Cecut la permanencia de un proyecto

Destaca Pedro Ochoa que es  el punto más popular en la geografía y en la iconografía tijuanense, la plaza pública más concurrida de la Ciudad

La  histórica decisión de crear este centro fue tomada en el escritorio de doña Carmen Romano de López Portillo, esposa del Presidente López Portillo

El espacio fue diseñado por el arquitecto Pedro Ramírez Vázquez, y el arquitecto Manuel Rosen Morrison

La película  “El Pueblo del Sol” se mantuvo en cartelera por 11 años, con un claro énfasis nacionalista

Actualmente es sede de coloquios empresariales reuniones juridicas-legislativas, campaña contra el cáncer y un centro de acopio

Continuará celebrando con la primera gran exposición arqueológica: Magia de la sonrisa del Golfo de México desde el 1 de diciembre

En breve se instalará una biblioteca especializada en literatura, compuesta por la material del maestro Federico Campbell

En Centro Cultural Tijuana ha cambiado mucho pero, en esencia, sigue siendo el mismo

Raúl García Salguero

Tijuana.- En su 35 Aniversario el Centro Cultural Tijuana (Cecut) ha trascendido la frontera incrementando la presencia cultural entre las comunidades al sur de California gracias a la colaboración con museos, universidades y Consulados de México resaltó el director de la institución Pedro Ochoa Palacio en la solmene ceremonia donde uno de los momentos más emotivos fue cuando se  reconoció la trayectoria de Manuel Luis Escutia, como empleado del año.

En las palabras que ofreció ante una selecta audiencia que acudió a la Ceremonia del 35 aniversario a la sala Carlos Monsivais, Pedro Ochoa resaltó que el Cecut celebra la permanencia de un proyecto exitoso, el florecimiento de este proyecto a lo largo del tiempo, la dignidad arquitectónica para la actividad cultural.

Destaco que el Cecut es  el punto más popular en la geografía y en la iconografía tijuanense, la plaza pública más concurrida de la Ciudad. Celebramos también las 11 mil acciones culturales al año, a través de 20 espacios que conforman este enorme complejo cultural, los 2 millones de visitantes al año

 

A continuación sus palabras en la Ceremonia del 35  aniversario del Centro Cultural Tijuana, en la que se reconoció la trayectoria de Manuel Luis Escutia, Coordinador de Exposiciones del CECUT, están fueron parte de sus palabras:

 

Muy buenas tardes, a nombre del Centro Cultural Tijuana, organismo de la Secretaría de Cultura, les doy la más cordial de las  bienvenidas a esta solemne ceremonia en la que celebramos los 35 años del Centro Cultural Tijuana y en la que agradezco, particularmente, la presencia de los miembros de la comunidad cultural, artística, académica y escolar de Tijuana, Baja California. Todos los invitados especiales ya han sido debidamente presentados, pero me limitaré a agradecer la presencia del:

  • Lic. Juan Manuel Gastélum Buenrostro, Alcalde de nuestra querida Ciudad de Tijuana, al Maestro Roberto Vázquez
  • Subdirector General del Instituto Nacional de Bellas Artes y representante de la Secretaría de Cultura
  • y muy especialmente quiero llamar la atención de todos ustedes, me es muy grato presentar a la Maestra Carmen López Portillo Romano, Rectora de la Universidad del Claustro de Sor Juana y de la Maestra Paulina López Portillo Romano, así como de los nietos del ex Presidente López .
  • a ex directores, ex funcionarios y ex colaboradores del CECUT
  • a la comunidad artística y cultural que nos honran esta tarde con su presencia
  • De igual forma doy la más cordial de las bienvenidas a líderes empresariales, patrocinadores, representantes de los medios de comunicación, y de las organizaciones civiles, al igual que a cada uno de los invitados aquí presentes.

 

TIJUANA ANTES DEL CECUT

 

Antes de que el CECUT abriera sus puertas los tijuanenses habían emprendido un esfuerzo por tener actividad cultural, en los años 20, un grupo de ciudadanos habían iniciado con mucho esfuerzo una labor cultural, inaugurando el Centro Mutualista Zaragoza que contaba con una biblioteca, un salón de actas y un cine por los ciudadanos para empezar a realizar actividades culturales.

 

En los 30 se establecen las primeras librerías, que surtirían a los lectores de aquella época, la librería del Parque y la Librería Mérida. Los 40 estuvieron muy ligados a la difusión de la música española, al grado de montar la ópera Carmen en la plaza de toros con lidia en vivo. En los 50 el Cine Bujazán sería el recinto de las actividaades culturales y se creó el Círculo de Arte y Cultura 5 de mayo por Ricardo Zamora Tapia.

 

En los 60 aparecería una personalidad que hasta el momento de su fallecimiento sería la figura central de la vida cultural de Tijuana, me refiero por supuesto al Profesor Rubén Vizcaíno Valencia, colimense por nacimiento, bajacaliforniano por adopción, poeta, narrador, promotor cultural, fue el guía de quienes nos dedicamos a esta actividad desde entonces.

 

También en los 60 se inaugura el primer espacio público para la promoción de la cultura, me refiero al Teatro del Instituto Mexicano del Seguro Social, por el Presidente Adolfo López Mateos. El presidente Municipal Francisco López Gutiérrez inaugura la primer Biblioteca Pública en el Parque Teniente Guerrero. Aparece también una expresión musical que identificaría a la Ciudad, que encabeza incuestionablemente desde entonces el Maestro Javier Bátiz.

 

En los años 70 aparece la Casa de la Cultura, surge el Programa de Extensión Universitaria en la Universidad Autónoma de Baja California, también encabezada por Rubén Vizcaíno; nacieron además Organizaciones Civiles extensión de grandes organismos nacionales, me refiero al Seminario de Cultura Mexicana, la Sociedad Mexicana de Geografía y Estadística.

 

En 1982, Gabriel García Márquez obtiene el Premio Nobel de Literatura; en España se realiza la I Feria-Exposición de Arte Contemporáneo, ARCO. En París se edita Mi último suspiro, la autobiografía de Luis Buñuel, el cineasta hispano mexicano.

 

En México, se fundaron por el Presidente López Portillo el Museo Nacional de Arte y el Museo Nacional de Culturas Populares; se estrenó “El barrendero”, el último filme del gran Mario Moreno Cantinflas; y Octavio Paz el ensayista y poeta mexicano empezaba a recibir reconocimientos internacionales por las más prestigiadas universidades del mundo.

 

Mientras tanto medio millón de habitantes en Tijuana habían estrenado seis años antes la Zona Río, la obra de infraestructura más importante en la historia de nuestra Ciudad, obra del Sexenio del Presidente Luis Echeverría Álvarez. Abrieron sus puertas también la Universidad Iberoamericana encabezados por el Jesuita Alfonso González Quevedo, El Colegio de la Frontera Norte (Centro de estudios Fronterizos) encabezado por el brillante investigador mexicano, pionero en el tratamiento de la migración y las fronteras, Jorge Bustamante.

 

 

CREACIÓN DEL CECUT

 

Tijuana estaba lista para recibir una institución como el CECUT, diversas y ricas son las versiones acerca de la creación de este Centro. El ingeniero Felipe Ruanova, ha declarado: “…gracias a mí se debe que exista el CECUT. A mí se me ocurrió…Le dije al gobernador que me permitiera hablar con María Elena Victoria…y a ella la convencí de que el arquitecto Pedro Ramírez Vázquez tenía un proyecto que había participado en un concurso de obra para ponerse en el Bosque de Chapultepec, hacía como 15 años.”.

 

Por su parte, Bernardina Green propuso a FONAPAS la creación del programa “Ventanas de México”, mientras cuyo objetivo era abrir espacios culturales a lo largo de la frontera norte. Mientras, al licenciado Conrado Acevedo Cárdenas le fue encomendado el estudio de factibilidad financiera del diseño, documento que obra en el archivo del CECUT.

 

Lo que sí es seguro, es que la  histórica decisión fue tomada en el escritorio de doña Carmen Romano de López Portillo, esposa del Presidente López Portillo, y fue precisamente allí donde se determinó fundar lo que hoy en día es el conocido Centro Cultural Tijuana.

 

POLÍTICA CULTURAL 1976-1982

 

Porque hablar de la creación de esta entidad es remontarse al 31 de enero de 1977, fecha en la cual se implementó el Fondo Nacional para las Actividades Sociales, mejor conocido como FONAPAS. Se trató de un fideicomiso promovido y presidido por doña Carmen Romano de López Portillo, mediante el cual dejó de manifiesto su profunda vocación de apoyo a la cultura y al arte.

 

No cabe la menor duda que gracias a la visión del ex Presidente y en particular el interés de doña Carmen Romano, se logró la transformación de las fórmulas de promoción cultural en nuestra Ciudad.

 

Al tratarse de un proyecto de enormes dimensiones, se requirió de la suma de grandes esfuerzos, es por ello obligado también reconocer el trabajo, la actitud decidida del ex Gobernador Roberto de la Madrid Romandía y su señora esposa, María Elena Victoria, al realizar las gestiones ante el Ejecutivo Federal y las contribuciones para la lograr la construcción de este inmueble.

 

Por especial encargo de doña Carmen, el Centro Cultural FONAPAS fue diseñado por el arquitecto Pedro Ramírez Vázquez, y el arquitecto Manuel Rosen Morrison y juntos dotaron de una infraestructura envidiable al CECUT, en un terreno de 3.5 hectáreas, modificando el entorno de Tijuana para siempre.

 

Por fortuna, estos dirigentes nacionales y estatales legaron a Baja California un futuro del cual, sus hijos, pueden sentirse orgullosos. Abro un espacio para saludar a las maestras Carmen y Paulina López-Portillo Romano y al licenciado Roberto de la Madrid Victoria, a quienes agradecemos que hayan realizado un viaje especial para acompañarnos este día, en el cual rendimos un merecido y respetuoso homenaje a la memoria de sus padres.

 

EL CECUT ORIGINAL

 

Pero, ¿qué inauguraron el Presidente y doña Carmen Romano aquella mañana del 20 de octubre de 1982? De qué estamos hablando? Una pantalla de 180 grados de proyección en formato OMNIMAX, el segundo de México, con la primer película para este sistema “El Pueblo del Sol”. La cual se mantuvo en cartelera por 11 años, con un claro énfasis nacionalista y de orgullo por el pasado prehispánico y exaltación de los movimientos de Independencia y Revolución.

 

Un museo con dos rampas helicoidales, que fue vigilado personalmente durante su ejecución por Doña Carmen, cuenta la crónica, el cual ha ofrecido diversos contenidos, particularmente “Identidades Mexicanas” y, recientemente, el Museo de las Californias. La Sala de Espectáculos si requeriría tres años más de equipamiento para ser inaugurada hasta 1985, por el Presidente De la Madrid, sin embargo el piano Steinway Grand Piano: modelo D, 9 pies, cola completa, fue adquirido por doña Carmen Romano para el CECUT desde 1982.

 

Desde entonces, el CECUT comenzó a ofrecer una programación cultural nunca antes vista en nuestra ciudad. Por un lado, la programación del IMAX, los espectáculos y las exposiciones. Pero ocurrió algo que quizás no estaba en el proyecto original. Algo que pertenece más al mundo de lo abstracto que de lo material y de lo concreto. Los tijuanenses empezamos a identificarnos con el Centro Cultural Tijuana, el Centro Cultural Tijuana de ser un edificio se convirtió en un símbolo. En una ciudad con contados espacios culturales, mientras que los pocos que había eran limitados para esta actividad. No teníamos un museo, ni un teatro con estas características, un OMNIMAX, correspondía más a las utopías más lejanas. A partir de entonces, el CECUT también sería una enorme plataforma.

 

EVOLUCIÓN DEL CECUT

 

1983 a 1988, el Lic. Rodolfo Pataky, encabeza el CECUT, los museógrafos Manolo Escutia y Constantino Lameiras, modifican las jardineras interiores del Centro para convertirlas en galerías temporales. De esta forma, pudieron llegar grandes exposiciones como Tesoros del Templo Mayor (1983) y El Oro de Colombia (1984). Por otra parte, creó bajo la Coordinación de Pilar de Pina el Programa de Promoción Escolar.

 

De 1989 a 1994, el CECUT se convirtió en sede de la Orquesta de Baja California; el maestro Álvaro Blancarte fundó el más exitoso taller de artes plásticas de la Ciudad y se publicó el primer ejemplar del CECUT, celebrando los 10 años. De las exposiciones realizadas destacan en este periodo Elogio a Tijuana (1989) e Intolerancia de José Luis Cuevas (1994), Cuando la danza se vuerlve rito, los Indios de México de Antoine Tzapoff presentados por María Félix, además de magistrales conferencias impartidas por Carlos Monsiváis, Elena Poniatowska, entre otros. Y el inicio del Festival inSITE.

 

Durante el periodo de Alfredo Álvarez Cárdenas (1995-2000), se consolidó el primer museo de historia regional: el Museo de las Californias (2000), inaugurado por el Presidente Ernesto Zedillo y por Rafael Tovar y de Teresa, presidente CONACULTA contando con la participación de investigadores del Instituto de Investigaciones Históricas de la UABC, encabezados por Marco Antonio Samaniego. En dicho periodo, también se concibió el Programa de Publicaciones del CECUT, el Encuentro de Teatro de Tijuana y la Muestra Internacional de Danza Cuerpos en Tránsito.

 

En el 2008, Teresa Vicencio emprende uno de los grandes retos del CECUT: El Cubo que se integró a este complejo arquitectónico, con el talento y la visión del arquitecto tijuanense Eugenio Velázquez. Se trata de un espacio museográfico que cuenta con 1 500 m2, cuyas tres salas de exhibición cumplen con los estándares internacionales. Durante este período nace también el Encuentro de Dramaturgia.

 

Con el Maestro Virgilio Muñoz (2009-2013), se incorporaron la Sala Carlos Monsiváis (2011), primera sala descentralizada de la Cineteca Nacional; las aulas de ensayos y el Centro de Documentación de las Artes (2012).

 

Pero qué celebra hoy el CECUT? El CECUT celebra la permanencia de un proyecto exitoso, el florecimiento de este proyecto a lo largo del tiempo, la dignidad arquitectónica para la actividad cultural. El punto más popular en la geografía y en la iconografía tijuanense, la plaza pública más concurrida de la Ciudad.

Celebramos también las 11 mil acciones culturales al año, a través de 20 espacios que conforman este enorme complejo cultural, los 2 millones de visitantes al año, celebramos las filas para la inauguración de Frida Kahlo, la sensación que ha generado Fernando Botero, las masas que vitorearon a NORTEC y a Horacio Franco.

 

Ser el primer cine IMAX en México que estrenó la película Van Gogh doblada por el gran actor Mario Iván Martínez, el Ciclo de Conferencias más importante de la región México a través de la cultura, con personalidades como Roberto Alifano, Juan Villoro, Héctor Vasconcelos, Iván Restrepo, Hernán Lara Zavala, Guadalupe Rivera Marín, Alberto Ruy Sáncez, Paco Ignacio Taibo II, Federico Reyes Heroles, Guadalupe Loaeza, Patricia Galeana, María Victoria y Beatriz Espejo entre otros, muchos otros.

 

Así como ser sede de la Feria del Libro de Tijuana y el regreso de los Voladores de Papantla; el Programa de Promoción Escolar que atiende a cerca 500 mil estudiantes al año y los Programa de Apoyo a la PROMOCIÓN Artística y Cultural (APROMAC) de 2002 y en 2016 el Programa APROART, impulsando la Promoducción del talento y creación de artistas locales.

 

 

EL CECUT CELEBRA A LA COMUNIDAD

 

 

Pero hoy el CECUT quiere celebrar con la comunidad artística y cultural, porque las instituciones culturales y los artistas de Tijuana, queremos que sea la cultura y el arte nuestro mejor rostro es nuestra mayor aspiración. Por ello queremos que sean lo que hable de Tijuana Los cirios en el rascacielo de Alfonso Vidal y Plana; Los Poemas de la aridez de Rubén Vizcaíno; Las Alas del Pez de Fernando Sánchez Mayans; Tijuanenses de Federico Campbell; Los Quijotes de Angel Valrá, las batutas de Eduardo Garcia Barrios, Armando Pesqueira y Pável Getman.

La casa del sol naciente de Javier Bátiz; La Malinche de Benjamín Serrano, Tango Mata Danzón de la Orquesta de Baja California con las guitarras de Roberto Limón; El Desierto Adentro de Álvaro Blancarte; Los rostros de Joel González Navarro; La Feria del Libro de Alfonso López Camacho; Identidades de Rubén Vizcaíno y Jaime Cháidez.

 

La Teoría del Fronterizo de Patricio Bayardo; Las Crónicas Roqueras de Octavio Hernández; los talleres de gráfica de Hugo Sánchez; los murales de Oscar Ortega; Los Cuerpos Claroscuros de Vidal Pinto; la Retrocrónica de Franco Méndez Calvillo; El Viaje de los Cantores de Hugo Salcedo; Tijuana Makes me happy de Rafa Saavedra, Aquí es Tijuana/Here is Tijuana de Heriberto Yépez, Tijuana Sound Machine de NORTEC, Atisbos de Manuel Bojórquez, Los Moonlights de Paco García.

 

La Academia Campobello de la Maestra Margarita Robles, Kikiricaja de la Compañía Inmigrantes Teatro, La Ballena de Jonás, Ballenas con Péndulo Cero, Flor de Siete Hojas con Lux Boreal, El Método Gronhol de Tijuana Hace Teatro, La Campesinela con la Compañía del Sótano, Calacas de Raquel Presa, la Galería Nina Moreno, leer Whisky Malo de Daniel Salinas, Ciudades Imposibles de Daniel Serrano.

El Panorama Histórico de David Piñera, Paso del Norte de Manuel Valenzuela, La Misa Fronteriza de Luis Humberto Crosthwaite, Zona de Turbulencia de Leobardo Sarabia, es asombrarse con el Caballo Bicéfalo de Marcos Ramírez Erre, vibrar con el Cuarteto Cuatro para Tango de Emiliano López, Jorge López, Andrés Martín y Leopoldo González, Il Paggliacci de Fernando De la Mora dirigido por José Medina, una tarde en El Lugar del Nopal de Adelaida Del Real y José Pastor.

La Ópera en la Calle de Teresa Riqué, Entijuanarte de Cecilia Ochoa, escuchas Las Guerras de las Galaxias con la Sinfónica Juvenil de Tijuana, la Trova de Armando Vidal El Gume, la Ópera Ambulante del CECUT dirigida por Mario Montenegro, Las Lunas Bravas de Gabriela Bojórquez, Los Momentos de Julieta Venegas, La Genara de Rosina Conde, Las Leyendas de Sor Abeja, Rompe el Alba de Isaac Artenstein.

Las Elegidas de David Pablos, Navajazo de Ricardo Silva, Los Hamsters de Gil González, Árbol de la Vida de Jorge R. Gutiérrez, Los Bronces de Guillermo Castaño,  Los Gráficos Urbanos de Alfonso Lorenzana, Estandartes de Martha Palau.

Los Caprichos Esferíficos de Manuel Varrona, una velada en el Río Rita de Armando Garcia Orso, es el ritmo y el colorido del Ticuán y el Yoneme, Insite de Carmen Cuenca y Michael Krischman, Yo estuve en Marte de Narciso Genovés, Siete serpiente de Jorge Domínguez, Danzas fronterizas de Minerva Tapia, la Pasión de Angélica según el Johnny Tecate de Roberto Castillo Udiarte, Tijuana Tango de Francisco Morales.

Los Siete Poetas Jóvenes de Baja California: Ruth Vargas, Víctor Soto Ferrel, Alfonso René Gutiérrez, Eduardo Hurtado, Luis Cortés Bargalló, Raúl Rincón y Felipe Almada. Tijuana la Horrible de Humberto Félix Berúmen, los Páramos sin Cultura de Roberto Rosique y las canciones de Agustín Lara y María Greever, por Marco Antonio Labastida y Jorge Villalobos.

 

Con todos ello el CECUT hoy quiere celebrar.

 

Si hay alguna realidad democrática son los museos, estos espacios generosos donde hay lugar para todos, nos hablamos de tú con los grandes creadores, Vicente Rojo, Frida Kahlo, Fernando Botero, a los Grandes Maestros del Arte Popular, a David Alfaro Siqueiros, a Remedios Varo, a Olga Costa, Dr. Atl, José Luis Cuevas, Sergio Hernández y Rodolfo Morales.

 

El Centro Cultural Tijuana ha trascendido la frontera incrementando la presencia cultural entre las comunidades al sur de California gracias a la colaboración con museos, universidades y Consulados de México.

 

El CECUT ahora cumple un importante rol social ya que es sede de coloquios empresariales reuniones juridicas-legislativas, campaña contra el cáncer de mama y, recientemente, instaló un centro de acopio en colaboración con el gobierno de Oaxaca, siendo el que más recaudó en Tijuana.

 

Aprovechando la presencia del maestro Roberto Vázquez, Subdirector General de Bellas Artes, quiero hacer un efusivo agradecimiento a la maestra María Cristina García Cepeda, Secretaria de Cultura, por el incondicional respaldo que siempre ha brindado al Centro Cultural Tijuana.

 

ANUNCIOS

 

En la actualidad, el Centro Cultural Tijuana juega distintos roles sociales como espacio de encuentro de los tijuanenses y como eje de la actividad social, ante ello, es fundamental ofrecer contenidos atractivos que respondan a las inquietudes del público y atender las necesidades de la comunidad cultural. Es sede de intrnacionales coloquios empresariales, de seminarios médicos, de congresos de abogados y conferencias de derecho y legislación.

 

Por lo cual, el CECUT continuará celebrando con la primera gran exposición arqueológica: Magia de la sonrisa del Golfo de México; la cual contará con más de 100 piezas en exposición y podrá ser visitada a partir del 1º de diciembre.

 

Asimismo, en breve se instalará una biblioteca especializada en literatura, la cual estará compuesta por la biblioteca del maestro Federico Campbell, gracias a su esposa Carmen Gaytán, quien hará la generosa donación; además, contará con el acervo del novelista español Carlos Blanco Aguinaga, quien se destacará como fundador de la Revista Mexicana de Literatura, en la que publicó su prestigiado ensayo “Realidad y estilo en Juan Rulfo”; además de los ejemplares donados por el Fondo de Cultura Económica.

 

 

CIERRE

 

Quiero finalizar mi intervención, compartiendo con ustedes siguiente la reflexión, hace unos días recorrí la explanada al inicio del concierto de Nortec,  en medio del tumulto el Gerente de Seguridad desde hace 12 años me dijo: el Centro Cultural Tijuana ha cambiado mucho pero, en esencia, sigue siendo el mismo, aquel que inauguró el presidente López Portillo y doña Carmen Romano el 20 de Octubre de 1982.

 

Muchas gracias.